4 Ejercicios sencillos de meditación

1925 Visualizaciones |  Like
Ejercicios sencillos de meditación

Cualquier momento es bueno para introducir la meditación en nuestras vidas. meditación, mindfulness, atención plena… llámalo como quieras, pero pese a que cada vez está más extendido aún sigue siendo una asignatura pendiente. Nos asusta, nos parece demasiado complicado, no tenemos tiempo… Estos 4 ejercicios sencillos de meditación pueden con cualquier excusa. Haz la prueba.

Y no lo decimos nosotras, lo dice Mònica Fabregat Tarrason, autora de programas educativos para el desarrollo de la creatividad y el talento. Actualmente las investigaciones de Mónica se centran, entre otros temas, en el Mindfulness. Ademeas está escribiendo su primera novela y colabora en Espai Esentia en un círculo de Mindfulness, y Mindfulness para niños, interpretación creativa y el desarrollo consciente de nuestros talentos.

¿Por qué es interesante realizar meditación o mindfulness?

Cuando practicamos ejercicios que nos conectan con el momento presente aparece un estado de bienestar interno natural. La práctica de la atención plena tiene efectos en los ámbitos de la salud, el trabajo y las relaciones personales.

El cuerpo recupera la armonía; nos cuidamos más y reducimos el estrés; disminuimos las alteraciones emocionales, la sensación de fatiga, la hostilidad y la ansiedad. Si estamos más atentos cometemos menos errores. Con todo ello mejoramos la escucha, el trabajo en equipo y la toma de decisiones. Favorecemos la aceptación y empatía. De forma natural hace que nos preocupemos más por los demás, mostrando agradecimiento y generosidad.

Todo ello nos impulsa en el desarrollo creativo y de la imaginación, con lo que aparecen retos y posibilidades, ofrece recursos para vivir, solucionar y crecer en la adversidad (resiliencia).

¿Quién puede practicar la meditación?

La atención plena es una capacidad natural, inherente al ser humano, característica permite entrenarla a todas las edades. Todos podemos aprenderla. Las técnicas de enfoque de la atención y presencia, se practican en el campo de la salud, el deporte, la educación y la empresa. La auto-observación es considerada un elemento básico para el proceso terapéutico aunque es recomendable la supervisión de un especialista en patologías graves.

¿Cómo puedo iniciarme en la meditación?

Debemos entrenar esta capacidad de prestar atención igual que cualquier otro aprendizaje como puede ser tocar un instrumento, aprender un idioma o ir al gimnasio. Para ello es recomendable conocer las prácticas y su significado. Por un lado hablamos de prácticas formales que aprenderemos en los talleres. Del otro las mini-prácticas (denominadas técnicas informales) para aplicar a vuestra vida cotidiana. Os propongo los siguientes ejercicios sencillos de meditación para practicar en casa:

Atención a la respiración

Sentados o tumbados cómodamente con los ojos cerrados prestamos atención a la respiración durante cinco minutos.

Observamos la respiración fijándonos en el ritmo -lento o rápido-, en la calidad -profunda o superficial- y la localizamos en diversas partes del cuerpo. Cómo entra el aire por la nariz, el plexo solar o la barriga.

Permanecemos en el fluir de la respiración. Al finalizar, nota cómo ha sido el efecto del ejercicio.

Escaneo corporal

Sentados o tumbados cómodamente con los ojos cerrados realizamos tres respiraciones profundas e iniciamos un recorrido por nuestro cuerpo, ascendente o descendente.

A modo de escáner, vamos notando y revisando cómo se encuentran los pies, las piernas, la barriga, etc. accediendo a la tensión, dolor, calor, que notemos en ellas.

Al finalizar, notar como ha sido el efecto del ejercicio.

La caja de las preocupaciones

Este ejercicio es una acción simbólica para aparcar preocupaciones y tareas pendientes al llegar a casa, al ir a dormir, al estar con los nuestros, etc.

Habilita una caja donde se recogerán aquellos sentimientos, tareas, pensamientos no resueltos.  Los escribiremos en un papel y los depositaremos en la caja por un espacio de tiempo.

Dejándolo en ella, permitimos quitarnos el peso de la carga y la responsabilidad. Aquí y ahora no tenemos esta preocupación. Es una práctica que pueden hacer todos los miembros de la familia.

Intencionalidad en las tareas cotidianas.

Prueba a caminar con consciencia en un paseo, desconectar de la tecnología por un breve espacio de tiempo, escuchar atentamente en el trabajo, en casa.

Realiza tareas como lavar los platos o cepillarse los dientes, de forma más lenta, o con la mano contraria a la habitual.

Elimina las multitareas: cuando leo, leo, cuando descanso, descanso, etc.

En BeHealthy nos ha encantado el ejercicio de ‘La caja de las preocupaciones’, !vamos a probarlo enseguida!! ¿Cuál es el que más os ha gustado?  ¿Vais a probar alguno? O si tenéis alguno que queráis compartir, estamos deseando leerlo abajo, en los comentarios.

Si queréis practicar un poco más no os perdáis los videos de meditaciones guiadas de este post, o este de las mejores apps para meditar. Y si preferís aprender de forma más profesional visitas Espai Essentia.

Share the love

¿Te ha gustado? iAyúdanos a compartirlo!

Ebook Comer sano sin excusas

EMPIEZA YA A COMER SANO 

EN 5 SENCILLOS PASOS

Con nuestra guía,  ‘COMER SANO SIN EXCUSAS’.

Incluye todo lo que necesitas para cambiar de hábitos:

Una metodología sencilla, herramientas y mucha inspiración.

 

Share the love

¿Te ha gustado? iAyúdanos a compartirlo!

Deja tu comentario

Tu dirección de email no será publicada.

  • EMPIEZA YA A COMER SANO

    ‘Comer sano sin excusas: Un plan sencillo en 5 pasos’

    Suscríbete y recibe nuestra guía de regalo: