“La materia prima para poner en funcionamiento toda nuestra fábrica es de origen orgánico”

1077 Visualizaciones |  3
Capitán Denim

Si hay una marca que contribuye a mejorar el medio ambiente es Capitán Denim, una marca de ropa nacional, ética y sostenible, que nace desde la inquietud de la empresa MRC Jeans, que ya lleva más de 40 años de trayectoria fabricando productos textiles.

Capitán Denim es una marca de vaqueros altamente concienciada con el entorno social y medioambiental en el que vivimos. Ofrece productos con diseños atemporales inspirados en la pasión por los pequeños detalles, que huyen de lo estridente y reinventan lo cotidiano ensalzando su belleza. Conversamos en esta entrevista con su responsable, Juan González.

¿Cuándo nació Capitán Denim? ¿Cómo os transformasteis en moda ecológica?

Capitán Denim surge de una necesidad aletargada durante muchos años. Somos la segunda generación de una familia fabricante de vaqueros, y aunque tradicionalmente hemos venido trabajando para terceras marcas (a día de hoy seguimos haciéndolo) la idea de poner todo nuestro bagaje al servicio de una marca propia siempre ha estado ahí. Por ello, hace cinco años decidimos emprender dicho camino y actualmente  todavía seguimos dando pasitos en la misma dirección, que no es otra que la de poder ofrecer un producto de calidad, local y sostenible.

Capitán DenimComo industria, somos conscientes del impacto que tenemos sobre el entorno, pero desde un principio hemos tenido claro la responsabilidad que ello acarrea. Por eso, desde hace muchos años venimos implementando iniciativas como fuentes de energía renovables (nuestra fábrica funciona con huesos de melocotón, cáscara de almendra….todo materia prima orgánica que convertimos en biomasa y que apoyamos con energía solar), políticas estrictas de depuración de aguas y residuos, estamos iniciando proyectos con tejidos orgánicos y reciclados… Aunque parezca paradójico, todos estos proyectos hace unos años casi nos hacen desaparecer ya que estos aspectos de la fabricación apenas se valoraban y dejamos de ser competitivos respecto a otros países. Por suerte para todos parece que las cosas han empezado a cambiar y nos sentimos muy orgullosos de las decisiones tomadas.

¿Qué diferencia vuestros productos de otros del mercado?

Además de los aspectos técnicos de diseño, calidad, variedad de patronaje… con los cuáles nos esforzamos muchísimo, nos gusta pensar que nuestros vaqueros tienen alma, el alma de todas las personas que estamos detrás de la producción. Además somos de las pocas marcas de este país que nos cocinamos todo nosotros mismos en nuestra propia casa, sin ningún tipo de intermediario. En este sentido la proximidad y la transparencia hablan por sí solas, cualquier persona puede venir a visitarnos y conocer de primera mano cómo los vaqueros Capitán Denim se  “cocinan a fuego lento”.

¿Cómo contribuís a hacer un mundo mejor y más sostenible?

Si bien el sector textil en general ayuda a crear riqueza y empleo, la producción y fabricación de nuestra marca va un paso más allá, puesto que la dinamización de la economía se hace a nivel expresamente local, del comercio del centro de Albacete, con Capitán Denim Store, y también a nivel provincial, con nuestra fábrica de jeans situada en la localidad de Madrigueras.

Entre la fábrica y el establecimiento en el centro de Albacete, tenemos un equipo humano de cerca de 50 personas y llevamos a cabo una producción de aproximadamente 500 jeans al día, por lo que estamos orgullosos de poder integrar todo el proceso productivo de una prenda denim en una sola localización, con una firme apuesta por el producto local, cercano y tradicional, a la vez que defendemos y apoyamos unas condiciones laborales dignas y respetuosas con el medio ambiente. Siendo éste uno de nuestros principales objetivos: minimizar al máximo el impacto que ejercemos sobre el medio ambiente.

Capitán DenimLa delicadeza en la confección y el acabado de las prendas Capitán Denim da como resultados un producto ʻMade in Spainʼ artesanal, sostenible, de gran calidad y a un precio muy competitivo.

Asimismo, a pesar de la dificultad relativa a los procesos productivos sostenibles y los altos costes que conllevan, en Capitán Denim, conscientes de su importancia, apoyamos este tipo de técnicas con el fin de minimizar, como decimos, el impacto sobre el medio ambiente y que nuestra actividad comercial tenga un efecto positivo en la sociedad. Por este motivo, trabajamos con biomasa, como fuente de energía principal, y placas solares que la complementan, empleando estos procesos tanto para la fabricación como para la distribución de nuestros productos. La innovación tecnológica para nuestro comercio es imprescindible para conseguir un producto ético y sostenible de calidad.

Capitán DenimEn este sentido, la materia prima para poner en funcionamiento toda nuestra fábrica es de origen orgánico, ya que usamos hueso de melocotón, de aceituna, cáscara de pistacho, entre otros, dependiendo de la temporada.

Por otro lado, trabajamos con proveedores de tejido que están comprometidos con la sostenibilidad y el respeto al medio ambiente, mediante la investigación y el apoyo de los nuevos procesos y técnicas que minimizan el impacto sobre el planeta.

Pero eso no es todo, también trabajamos con la iniciativa BCI -Better Cotton Initiative, que apuesta por una producción sostenible de algodón, en sus tres pilares básicos: medio ambiente, social y económico. Y nuestros tejidos están dentro de alcance: Global Recycled Standard 2017-025, certificación que garantiza la trazabilidad de nuestros productos, en la medida en que el contenido de material reciclado en la composición de hallazgos del artículo sea superior al 20%; y OEKO-TEX -todos nuestros tejidos cumplen con los estándares de salud, seguridad y sostenibilidad ambiental, de acuerdo con el certificado Oeko-Tex ® Standard 100-.

Por último, destacamos que nuestros productos están certificados con el sello Made in Green, creado por la Asociación de Investigación de la Industria Textil -más conocida como AITEX-.

¿Qué futuro le auguráis a la moda ecológica y a llevar un estilo de vida saludable en todas las dimensiones?

Parece que poco a poco la sociedad está tomando conciencia del impacto que ejercemos sobre el planeta y de la importancia que tienen cada una de nuestras acciones sobre el medio ambiente. Creemos que, sin duda, la slow-fashion se está afianzando entre la sociedad, cada vez más concienciada y centrada en adoptar un estilo de vida saludable y sostenible.

Share the love

¿Te ha gustado? iAyúdanos a compartirlo!

Deja tu comentario

Tu dirección de email no será publicada.

  • EMPIEZA YA A COMER SANO

    ‘Comer sano sin excusas: Un plan sencillo en 5 pasos’

    Suscríbete y recibe nuestra guía de regalo: