Las diferencias entre prebióticos, probióticos y simbióticos

327 Visualizaciones |  Like
yogurt-1081134_1280

Por TweeG Nutricosmética

¿Prebióticos, probióticos…? nos hacemos un lío con estas palabras y algunas veces no nos queda claro qué es cada cosa y cuáles son sus diferencias.

¿Por qué los probióticos están en pleno auge? Porque no sólo nos ayudan a estar y sentirnos mejor por dentro, sino también a vernos increíbles por fuera. ¿Qué es la flora Intestinal? Nuestro organismo está colonizado por varios cientos de especies bacterianas que llegan a contabilizar un número diez veces superior al de las células que constituyen nuestro organismo.

La mayor concentración de bacterias en el cuerpo humano se encuentra en los intestinos, que albergan miles de millones de ellas. Al conjunto de bacterias que viven en el intestino se les llama flora intestinal o microbiota y el buen estado de nuestra salud depende, en gran medida, de que esta flora contenga una cantidad adecuada de colonias bacterianas y guarde un equilibrio entre las especies bacterianas que la conforman.

¿Cuándo aparece la flora intestinal? Durante la gestación el feto carece de bacterias. La microbiota intestinal comienza a desarrollarse en el mismo canal de parto donde el feto entra en contacto con millones de bacterias maternas (lactobacilos y bífidobacterias) que comienzan a colonizar el intestino. A través de la lactancia materna, la criatura sigue adquiriendo y diversificando la flora bacteriana, cuya composición se completa a lo largo de los dos primeros años de vida. Al llegar a esta edad la flora establecida es ya prácticamente definitiva y suele permanecer estable a lo largo de la vida, aunque determinadas circunstancias pueden alterar su equilibrio.

Las funciones de la flora intestinal

  • offal-1463369_1280Nutritiva y metabólica: ayudan a la digestión, absorción y síntesis de muchos nutrientes.
  • Protectora: crean una barrera que impide el desarrollo de otros tipos de bacterias que podrían producir infecciones e inhiben el desarrollo de algunos virus.
  • Inmunomoduladora: tiene un papel esencial en el correcto funcionamiento del sistema inmune.

El desequilibrio intestinal es mucho más frecuente de lo que pensamos. Hay circunstancias que pueden romper el equilibrio de la flora intestinal.

  • Situaciones de estrés.
  • Dietas inadecuadas: aquellas pobres en fibra, ricas en proteínas y grasas, con un exceso de café, chocolate o azúcares.
  • Hábitos tóxicos: el alcohol, el tabaco, etc.
  • Ciertas enfermedades: como la común gastroenteritis.
  • Algunos medicamentos: antibióticos, medicamentos que dañan la mucosa gástrica o intestinal.
  • Intolerancias alimentarias.
  • El propio envejecimiento: comporta un descenso de colonias microbianas.

¿Cómo podemos restablecer el equilibrio intestinal?

El desequilibrio intestinal puede recuperarse y es más sencillo de lo que imaginamos, de dos maneras distintas:

  1. Aportando microorganismos externos con propiedades beneficiosas: probióticos.
  2. Aportando sustancias no digeribles que la microbiota del organismo pueda aprovechar para su propio desarrollo: prebióticos.

Los probióticos

plant-fruit-bowl-dish-meal-food-987002-pxhere.comLos probióticos son organismos vivos que, ingeridos en cantidad adecuada, ejercen un efecto beneficioso y saludable al organismo. Se pueden encontrar de distintas maneras:

Formando parte de la composición de alimentos: un ejemplo es el yogur que es leche fermentada con bacterias lácticas (Streptococcus thermophilus y Lactobacillus bulgaricus o acidofilus).

Como suplemento alimenticio (nutricosmética) contienen diversas cepas bacterianas seleccionadas, beneficiosas para regenerar la flora intestinal.

Los prebióticos

Los prebióticos son un tipo de hidratos de carbono presentes en algunos alimentos y tienen la capacidad de estimular de forma selectiva la flora intestinal, ya que son utilizados por los probióticos como sustrato alimenticio.

Los prebióticos más estudiados son dos: la inulina y los fructooligosacáridos (FOS), que pueden aparecer de forma natural en algunos alimentos o ser añadidos a los suplementos.

Los simbióticos

homemade-pickles-699992_1280Los simbióticos son productos (nutricosméticos, suplementos) que contienen a la vez prebióticos y probióticos, y cuyo objetivo es restaurar y/o mantener la buena salud de la microbiota intestinal.

El objetivo de esta asociación es poder beneficiarse de las propiedades de ambos productos. Los simbióticos dan múltiples beneficios no sólo en nuestro interior (flora intestinal, sino también en el exterior (la piel):

  • refuerzan el sistema inmunológico
  • facilitan la digestión y previenen problemas intestinales
  • eliminan toxinas
  • previenen la caída del cabello
  • evitan la dermatitis
  • ayudan a que absorbes los nutrientes de todo lo que te comes (vitaminas, minerales, enzimas, aminoácidos de tu comida).

Recomendar su consumo nos ayuda a:

  • Su consumo evita el efecto de envejecimiento de la piel causado por el sol.
  • Estudios recientes han podido demostrar que los probióticos son un antiinflamatorio y antiacné que promueve la formación de una barrera protectora en la piel.
  • Unifican el tono de la piel
  • Combaten el acné
  • Mantienen la humectación
  • Aumentan la producción de colágeno, lo que se ve reflejado en una mejor elasticidad
  • Eliminan rastros de estrés y cansancio de la piel

Los simbióticos, para lograr un efecto sinérgico entre probióticos y prebióticos. El tratamiento de la disbiosis puede consistir en la administración de probióticos y de prebióticos, con propiedades complementarias.

En resumen: Los probióticos son microorganismos vivos que, cuando se ingieren en cantidades suficientes, producen un efecto beneficioso en la salud del huésped. Los probióticos principales son levaduras, lactobacilos y bifidobacterias, que poseen el estatus de suplemento nutricional, o que están presentes de forma natural en productos lácteos fermentados.

Los prebióticos son fibras no digeribles del régimen alimentario que estimulan de forma selectiva, en el nivel del colon, el crecimiento de bacterias de la microbiota que presentan un efecto positivo en la salud del hospedador. Podemos decir que son el alimento de los Probióticos. Estas sustancias pueden combinarse en un único producto, denominado simbiótico.

Share the love

¿Te ha gustado? iAyúdanos a compartirlo!

Deja tu comentario

Tu dirección de email no será publicada.

  • EMPIEZA YA A COMER SANO

    ‘Comer sano sin excusas: Un plan sencillo en 5 pasos’

    Suscríbete y recibe nuestra guía de regalo: